Finaliza la I Edición del Máster en Intervención Psicológica Integral en Enfermedades Poco Frecuentes

El Máster en Intervención Psicológica Integral en Enfermedades poco Frecuentes (IPIEPF) ha puesto el broche final a su primera edición tras el Acto de Graduación de los alumnos el pasado 17 de junio. De esta forma «ha concluido una formación pionera en España en la que psicólogos de distintos puntos de nuestro país se han formado durante un año y medio» ha resumido Isabel Motero, Directora de este ciclo que nace fruto de la sinergia entre la Universidad de Sevilla y la Federación Española de Enfermedades Raras (FEDER).

La también Responsable del Servicio de Atención Psicológica (SAP) y Formación de FEDER, ha explicado que «a lo largo de sus 14 Módulos, los estudiantes se han formado en Investigación, Familia, Intervención Psicológica, Psicoeducativa y Grupal, Inclusión, Entornos Virtuales de Intervención, Dispositivos de Atención y Aspectos Legales». Asimismo, han podido desarrollar un Módulo específico dirigido a Emprender acciones en estas enfermedades. Todo ello se ha complementado con el trabajo que han realizado en 17 entidades de FEDER, potenciando e impulsando Servicios de Atención Psicológica en las mismas donde los estudios de necesidades, la atención individual y grupal y la guías de familias han formado parte fundamental del trabajo desarrollado.

En El Acto de Graduación contó con la presencia del psicólogo Juan Cruz, quien fue elegido por los alumnos Padrino de la Promoción. En su intervención, Juan les habló de las luces y las sombras en la vida, y de cómo ambas eran necesarias para aprender y para vivir desde un enfoque positivo.
Por su parte, los alumnos enfocaron su discurso en cómo el máster les había cambiado la vida, no sólo a nivel formativo, sino a nivel experiencial. Contaron los lazos que se habían estrechado como grupo, también con sus desavenencias constructivas, repasaron momentos importantes a lo largo del máster, algunas de las clases de las que más aprendieron y la gestión de las IV Jornadas y su viaje a Burgos, al Centro de Referencia Estatal de Atención a las Personas con Enfermedades Raras y sus Familias (CREER), entre otros.

Además, resumieron en un vídeo lo que había supuesto el Máster para ellos: esperanza, oportunidad, entrega, aprendizaje, lucha, valor, coraje, fueron algunas de las palabras que describieron este ciclo. Agradecieron a los Directores del Máster, Isabel Motero y José Manuel Guerra, su dedicación e implicación a lo largo de toda la formación, así como a todas las familias que les habían acompañado y acudido a sus clases para dar su testimonio y de las cuales habían podido aprender conceptos como la resiliencia y la fortaleza que les acompaña, así como su necesidad expresamente trasladada de atención psicológica por parte de profesionales formados y cualificados.

La voz de las familias

En este sentido, «tuvimos la oportunidad de contar durante el acto con María Rodríguez, madre de un niño con Síndrome de Joubert, a quien tras el nacimiento de su hijo -que en la actualidad tiene 6 años- las IV Jornadas de Psicología y ER cambiaron, de nuevo, su vida» relata Motero. «Había dejado esa sensación de soledad y había descubierto no sólo otras familias como la suya, sino un auténtico ejército de ayuda, dirigido por dos capitanes de los que se siente profundamente agradecida como madre».

María dio las gracias a las familias de los alumnos, por haberles inculcado valores como seres humanos que son tan necesarios para ayudar a otras personas. Y les dio las gracias a ellos indicando que «ojalá el día de mañana mi hijo tenga profesionales como vosotros, pues estoy segura de que entonces su vida será más fácil».

Por su parte, los Directores del Máster versaron su discurso sobre las oportunidades y la responsabilidad. Oportunidades por haber contado con una red de profesionales tan potente como profesorado, por haber compartido juntos un proyecto tan ilusionante, y por ser aún más conscientes de que los sueños que se persiguen se logran, y verles ese día allí suponía que muchos sueños se han alcanzado.

En segundo término, tanto Motero como Guerra apelaron a la responsabilidad «porque la recompensa de ayudar a otras familias tiene un coste, y ese coste es su compromiso y preparación, por tanto su obligación no es sólo atender a las familias, sino ser referentes para muchos otros profesionales, comenzando no sólo a recorrer sino a construir nuevos caminos».

Profesorado especializado

Durante el Acto, también estuvieron presentes algunos de los profesores que no habían podido estar allí, pero habían querido estar presentes dejándoles unas palabras en este día tan especial mediante formato audiovisual. De esta forma, escuchamos el agradecimiento de Juan Carrión, Presidente de FEDER, por haber escogido este Máster y por ser una red de profesionales potente para el movimiento asociativo. También contaron con palabras de miembros de Junta Directiva de FEDER, como Manuel Armayones y Tomás Castillo así como el equipo técnico de la organización de la mano de Vanesa Pizarro, Fernando Torquemada, Mª Carmen Murillo, Estrella Mayoral. A la par, también tuvieron palabras para los alumnos los profesores universitarios María Palacín, Raúl Vicente, Montserrat Gómez, José Francisco Lozano y representantes de entidades de pacientes y el CREER como Carmen Moreno, Almudena Lloret, Cristina Pérez y Begoña Ruíz.

«Sin duda alguna, este cierre ha supuesto el broche y final a una I Edición de un gran proyecto, al que seguirán futuras ediciones. Cuando hace cuatro años comenzó este sueño, desconocíamos muchas cosas que tuvimos que aprender en el camino. Pero cuando uno decide dedicar su vida a trabajar con personas con enfermedades poco frecuentes, el amor por lo que hace es recompensado con creces por las familias a los que acompañamos y acompañaremos para salir adelante, y que gracias al apoyo de profesionales que hoy han finalizado esta formación, será un camino mucho más fácil» ha concluido Motero.